Orgullosos de la diversidad

Autor: Duncan Taylor*

El movimiento por los derechos de la comunidad de lesbianas, gays, bisexuales y transexuales (LGBT+) es una lucha que mantenemos todo el año. Sin embargo, si tuviéramos que elegir un mes, junio sería cuando el mundo se pinta de los icónicos colores arcoiris.

Este mes se ha convertido en toda una celebración de la diversidad sexual, y es cuando de manera aún más activa se promueven a nivel mundial la diversidad, la inclusión y la equidad, al llevarse a cabo las muy esperadas marchas del Orgullo. Se trata de un día de celebración y alegría, pero también de reivindicación a favor de los derechos humanos de la comunidad LGBT+.

La Ciudad de México no fue la excepción, pues el fin de semana pasado miles de personas se unieron a la celebración. Me llena de orgullo que la Embajada Británica haya tenido la oportunidad de participar y festejar el 40 aniversario de esta marcha, uniendo nuestra voz a la de miles de personas que marcharon en pro de la tolerancia, la igualdad y la inclusión.

Durante años, hombres y mujeres han luchado por la equidad, principio fundamental que nos ayuda a comprender que todos tenemos los mismos derechos y oportunidades, sin importar factores como el género, la religión, el origen o de quién nos enamoremos. En Reino Unido, las leyes han cambiado poco a poco en favor de la comunidad LGBT+. En 1967, se descriminalizaron las relaciones entre hombres mayores de 21 años. Durante los años 80, Escocia e Irlanda del Norte siguieron el mismo ejemplo, mientras que en la década del 2000 se logró terminar con la ley que prohibía a las personas gay y bisexuales participar en el ejército, además de que les fueron otorgados los mismos derechos y oportunidades a la hora de adoptar.

En 2007 se penalizó la discriminación por motivos de orientación sexual, y en 2014 se legalizó en Inglaterra, Escocia y Gales el matrimonio entre personas del mismo sexo. Por último, el gobierno británico ahora reconoce el género de las personas transexuales de manera legal. Incluso, me enorgullece decir que tengo colegas embajadores LGBT+ en países como Ucrania e Israel.

Reino Unido está comprometido a combatir la discriminación y generar un ambiente de equidad dentro de la sociedad y desde sus instituciones. El Ministerio de Justicia y el Departamento de Educación, entre otros, se han colocado dentro de los 100 lugares más inclusivos del país para trabajar. Además, de acuerdo con la Asociación Internacional de Lesbianas, Gays, Bisexuales, Trans e Intersex, Reino Unido es uno de los países más progresistas en Europa en materia de derechos LGBT+. No olvidemos que la diversidad nos permite incrementar el bienestar social.

Éstas son sólo algunas de las razones por las que diversas ciudades británicas como Londres, Birmingham y Glasgow se han consolidado como destinos amigables para todos, lo que resalta la labor de nuestra nueva campaña dedicada a la comunidad LGBT+ llamada I Travel For, realizada por VisitBritain, que es la agencia nacional de turismo de Reino Unido. Este proyecto destaca a mi país como un lugar que abraza a sus visitantes y les proporciona grandiosas experiencias, sin importar su orientación sexual u otras características de género.

Y México no se ha quedado atrás: Diversas organizaciones, tanto gubernamentales como civiles, trabajan continuamente para promover los derechos de diversidad sexual. Muestra de esto es el nombramiento de la Ciudad de México como la primera “ciudad arcoíris” del continente americano, así como la creación del extraordinario Museo de Memoria y Tolerancia, espacio donde se han llevado a cabo diversas exhibiciones que ayudan a fomentar el respeto y la tolerancia hacia distintos sectores de la sociedad.

De igual manera, el sector privado mexicano impulsa continuamente la igualdad de oportunidades, con el objetivo de apoyar el desarrollo inclusivo y diverso del ámbito laboral de México. Los mejores ejemplos son organizaciones como Pride Connection y la Federación Mexicana de Empresarios LGBT+.

La equidad es parte fundamental del desarrollo, pues no sólo se trata de reconocer nuestras diferencias y defender nuestros derechos, sino también de crear vínculos, a través de la empatía, para avanzar hacia un futuro que permita a todos tener las mismas oportunidades. Yo estoy justamente orgulloso de representar a un país tan comprometido con la promoción de la igualdad y la tolerancia.

Nuestros países han logrado importantes avances, sin embargo, aún nos falta camino por recorrer. Por ello, los invito a seguir promoviendo este tipo de iniciativas, pues sólo así celebraremos que #LoveIsGREAT.

Espero sus comentarios en london.eye@fco.gov.uk y síganos en Twitter: @UKinMexico y @DuncanJRTaylor.

*Embajador de Reino Unido en México

Tomado de Excelsior.